Mira cómo los dedos de una persona determinan si es fiel o infiel


Para la infidelidad no hay géneros, tanto hombres como mujeres la practican, es un fenómeno natural que se manifiesta en todas las especies animales. Hoy te hablaremos de un estudio muy interesante realizado por John Manning de la Universidad de Northumbria y el profesor Robin Dunbar de la Universidad de Oxford.


Resulta que en todas las especies animales existe la infidelidad, en algunos casos se presenta más que en otras. Hay animales completamente libres, que le ponen contra todo lo que hay, pero también hay otras especies que permanecen con una sola pareja durante toda su vida. Según los especialistas que realizaron este estudio llamado “Stay or Stray” “Quédate o vete”, los humanos nos encontramos a la mitad de ambas especies, podemos ser unos “angelitos” o todos unos “diablillos”. 

Lo más interesante del estudio, fue que reveló que las manos tienen una relación directa con que tan “cachondo” e infiel es la persona. Se estudiaron a casi 600 participantes a los que se les interrogó con un cuestionario y se les tomó una fotocopia de su mano derecha. Los resultados y la hipótesis de estos científicos es impresionante. 

Según sus conclusiones, en base al cuestionario que medía que tan propensas eran esas personas a la infidelidad y al estudio del tamaño y forma de los dedos del participante, los científicos sugieren que cuando el dedo índice es más corto que el anular, las personas eran más propensas a ser más “cachondos” y por lo tanto más infieles. 

El estudio fue realizado en hombres y mujeres, no se encontró diferencia alguna en relación al género. Supuestamente, los dedos anulares cortos, son señal de niveles altos de testosterona, lo que provoca una personalidad más propensa a la infidelidad. 

Según dicen el Dr. Robin Dunbar y Dr. John Manning, este experimento solo demuestra que el humano se encuentra a la mitad de su desarrollo. Mientras un porcentaje busca de manera natural una sola pareja, otros más tienden naturalmente a buscar relaciones con más de una pareja. Parece que somos más animales de lo que creíamos ¿No lo crees?



Recomendados

BADABUN te recomienda