Su esposo falleció. Pero 10 años después regresa y le pide matrimonio nuevamente


La historia que vas a leer a continuación, es de esas que te dejan pensando en una gran cantidad de cosas… La vida, la muerte, la reencarnación, el destino… Todo esto va a pasar por tu cabeza cuando  conozcas la historia trágica y milagrosa de esta pareja… Bien dicen que Dios aprieta, pero no ahorca… 


Esta historia se trata acerca de una serie de acontecimientos vestidos de tragedia, pero que en el fondo son inexplicables, hasta pudiéramos decir milagrosos… 

Se trata de la historia de Courntney Hill y su fiel compañero Brian. Ellos empezaron su viaje juntos de una forma muy romántica; se conocieron cuando una tormenta de nieve hizo que los dos tuvieran que bajarse del carro y refugiarse en un café que tenían cerca… Desde un inicio sabíamos que algo increíble iba a pasar… 

Brian se acercó a platicar con ella para calmarla, pues estaba muy nerviosa por la tormenta. El buen caballero le invitó un chocolate caliente y se quedaron platicando por horas. La tormenta ya había pasado pero se quedaron ahí conversando al calor de una chimenea y con sus tazas calientes en las manos. 



Pasó lo que estaba destinado, ellos dos se enamoraron profundamente e iniciaron una hermosa relación. Al año de conocerse, la boda ya era un plan. Los que misteriosamente se conocieron en el frio y el peligro de una tormenta invernal, fueron unidos en el altar… 


Pasó el tiempo y todo seguía siendo igual que ese maravilloso día en el que se conocieron. La felicidad y el amor estaba en sus vidas… Un día, Brian no llegó a la casa en su hora acostumbrada, Courtney se preocupó, pues él estaba manejando durante una de las tormentas de nieve más grandes que registró la ciudad de Chicago, en Estados Unidos. Courtney lo llamaba en su celular pero no había respuesta, trató de localizarlo en su trabajo pero solo le dijeron que ya se había ido. Llamó a sus amigos pero tampoco estaba con ellos… Al día siguiente Courtney recibió una llamada del departamento de policía, Brian había derrapado en la carretera y su automóvil volcó y chocó contra un poste… El amado hombre había perdido la vida por culpa de la misma causa que la que le había dado una esposa… 

Courtney cayó en una profunda depresión, el llanto no se marchaba de sus ojos y la tristeza la tenía amarrada de la cama. Su familia se encargó del funeral y de darle fuerza y apoyarla a superar la terrible perdida… 

El día del funeral, Courtney se encontraba en un profundo llanto hasta que se desmayó… Fue rápidamente llevada a un hospital donde iba a recibir una noticia que le cambiaría la vida… Courtney estaba embarazada y ese fue un regalo increíble que Brian le dejó antes de partir…. Esta noticia le volvió a dar esperanza y alegría a la vida de esta guerrera mujer… 

Los meses pasaron y seguían llegando noticias maravillosas: estaba esperando un bebé y muy saludable. Un hombre iba a volver a aparecer en su vida pero esta vez, sería un hijo…  

Todo estaba marchando de maravilla y el parto fue programado para un día; pero el bebé tenía otros planes. Se adelantó a la fecha establecida y decidió nacer en un día muy especial… El mismo día en que su padre había nacido. 



Tuvo un parto muy saludable y nombró al bebé de la manera más lógica posible: Brian. La ahora mamá, notó un parecido muy particular con su difunto esposo, algo que no es extraño, pero sí el hecho de que tenían un lunar de la misma forma, en el mismo lugar… La mamá no prestaba mucha atención a estos detalles, hasta que entrados los años el bebé empezó a parecerse más a su papá; los mimos gustos en comida, en entretenimiento, en películas, juguetes, caricaturas… parecían la misma persona. Pero hasta que Brian cumplió 10 años cuando por el joven decidió confesarle a su Madre lo que ella se resistía a creer.


Todas las señales, los asombrosos parecidos físicos y emocionales entre padre e hijo, la misma fecha de nacimiento. Brian le confesó a su madre que el era la reencarnación del que hace 11 años era su esposo, así que le pidió matrimonio confesándole que la seguía amando como el primer día y que su único deseo era que se casaran para reanudar su amor hasta la eternidad.

Esta noticia se ha hecho tan famosa que muchas personas especializadas en estos temas, han hecho varias pruebas al pequeño Brian para comprobar la teoría de la madre. Las personas que creen en esto, dicen que el hecho de que un padre reencarne en su hijo es muy probable y sucede muy comúnmente. 

Seas un creyente de estas teorías o no, no podemos negar que toda esta historia es increíblemente curiosa, extraña y tiene muchas casualidades que no podemos dejar pasar en alto. Bien dicen que Dios no juega a los dados… 


Recomendados

BADABUN te recomienda