Gran idea para evitar que perros callejeros mueran de frío. LIKE si ayudarías a un perrito


Muchos perritos no tienen hogar, duermen en la calle, se alimentan de basura, los apedrean... Algunos viven poco y mueren de manera trágica; otros llegan a vivir unos años y fallecen sin haber sentido nunca un poco de afecto. Historias hay muchas, pero las alegres son las que nos humanizan y nos invitan a reflexionar. 

Claro ejemplo de compasión, solidaridad y labor en equipo es el de trabajadores de la estación de autobuses de Curitiba, Brasil, quienes se compadecieron de tres perritos que vagaban en las calles, buscando un lugar para refugiarse del terrible frío.




Los hombres juntaron llantas viejas de los camiones y cobijas usadas; las acomodaron como “camas” y así los peluditos tuvieron un lugar cómodo y acogedor para descansar. Eso sí, no podía faltar el toque hogareño: con pintura blanca dibujaron huellas y huesos pequeños alrededor de las llantas. ¡Para que se viera más bonito!


Este acto conmovió tanto a los pasajeros, que no dudaron en mostrar su cariño a los animalitos con caricias y mimos. Por primera vez los ahora llamados ‘‘Max’’, ‘‘Pitoco’’ y ‘‘Zoinho’’ sintieron la calidez de un hogar.


Personas de los alrededores también les donaron comida y agua. Uno de los perritos se puso agresivo en los primeros intentos de ayudarlos, de seguro por el maltrato que sufrió vagando por las calles. Pero al final, una frase amable y una caricia en la cabeza bastaron para que se calmara y durmiera profundamente.


Aunque los cachorros están lejos de vivir en un lugar de lujo, han recibido las atenciones necesarias para sobrevivir dignamente. Este hecho nos muestra, una vez más que cuando las personas abren su corazón y cada quien pone su granito de arena, el mundo puede ser un lugar mejor.
Recomendados
Recomendados