7 trucos caseros para eliminar un chupetón en segundos. Tus papás no sabrán que tienes novio


Aceptémoslo, hoy en día, los chicos aprenden a besar desde muy corta edad, y es por eso que también desde pequeños se enfrentan a cubrir esos molestos chupetones que su noviecito impaciente no pudo dejar de hacer. 



Si ya has estado en esa situación, esta nota te habrá caído del cielo, pues te vamos a enseñar los mejores trucos para eliminar los chupetones en minutos. Lee con atención, que esta información podría salvarte la vida:




7.- Pasta de dientes


Este cotidiano producto también funciona como antiinflamatorio, haciendo que las huellas de ese beso apasionado desaparezcan. Sólo aplica un poco de ella sobre la zona, masajea unos minutos, déjala secar y enjuaga suavemente a los 15 minutos.

6.- Agua caliente


Toma un trapo o algodón y remójalo en agua caliente, pero no lo tan caliente como para quemarte o saldrá más cara la cura que la enfermedad.  Exprímelo un poco y presiona la zona por 3 minutos. Notarás como el chupete poco a poco va desapareciendo.

5.- Con un cepillo caliente


Ya que un chupetón se forma a raíz de que la sangre dejó de circular,  al masajearte con un cepillo de dientes calientito por esa zona, estimularás el flujo sanguíneo y en cuestión de minutos tu chupetón desaparecerá. 


4.- La magia del hielo 


Toma un poco de hielo y envuélvelo en un trapo para no quemar tus manos. Ahora solo frótalo sobre tu chupetón, cuidando no dejar pasar mucho tiempo, ya que puedes quemar tu piel por lo helado de los hielos. Así de fácil desaparecerán las molestas huellas de tu cuello. 

3.- Una moneda


Este método dolera mucho, pero tratándose de una urgencia, valdrá la pena. Estira la piel alrededor de tu chupetón, toma una moneda, y raspa como cuando compras un boleto de lotería. Finalmente solo frota un trozo de hielo para evitar la irritación.

2.- Mete una cuchara al congelador


Aunque tendrás que esperar por lo menos media hora para que esté bien fría, quitará tu chupetón en unos minutos. Sólo saca la cuchara del congelador  y masajea el chupetón de arriba a abajo para que la sangre comience a desvanecerse. Como por arte de magia!

1.- Alcohol


El alcohol no solo se bebe, sino que también quita los chupetones. Sí, escuchaste bien. Humedece un algodón con alcohol y frótalo sobre el chupete por unos minutos. Nadie podrá saber lo que pasó ¡Claro, aparte de ti y tu chico!

Recomendados
Recomendados